LOBOS
Por David Lucas

Orden : carnívoros
Familia: Cánidos
Especie: Canis Lupus

  Los cánidos son un orden de mamíferos con una serie de características que los hacen atractivos para la naturaleza y para el hombre. Entre una gran variedad de cánidos, podemos distinguir tres familias: perros, zorros y lobos. En este trabajo voy a hablar un poco de estos últimos por las particularidades que hacen de estos hermosos seres, entre otras cosas, protagonistas que han dejado una profunda huella en no pocas leyendas populares.


El lobo estuvo antiguamente muy extendido. Aún es bastante común en algunas regiones aisladas del norte, del este e incluso del sur de Europa, pero ha desaparecido en Francia, porque ya no encuentra allí las zonas forestales vastas y tranquilas que le son indispensables y porque se le ha envenedado con estrignina.

En la Península Ibérica, existen zonas en las que su número aumenta. Al contrario que muchos carnívoros, parece que no defienden ningún territorio, y varias hembras pueden parir en un perímetro restringido.

CARACTERISTICAS Y TIPOS DE LOBOS:

Las características de los lobos dependen de los lugares en que viven. Así, los lobos árticos son de menor talla y un pelaje blanco casi albino, debido a sus condiciones de hábitat, mientras que los lobos rojos, también de reducida talla, son de color pardo rojizo al poblar en zonas semidesérticas o desérticas. Los lobos grises y pardos tienen mayor tamaño al vivir en zonas boscosas.

Los lobos grises:

Se localizan en el continente norteamericano, en el sur. El color de estos animales oscila entre el negro hasta el blanco, pasando por las tonalidades grises o incluso pardo rojizos.

Los lobos pardos:

Son propios de Eurasia, y suelen habitar desde la península ibérica, hasta las islas Buriles, al norte de Japón.
Su color suele ser pardo, aunque nos podemos encontrar con colores metálicos o grisáceos.

Los lobos blancos:

Son propios de territorios árticos. Su pelaje es corto y su tamaño es ligeramente inferior del de los lobos grises y pardos.

Los lobos rojos:

Son propios del sur de los continentes americanos y asiáticos. Se caracterizan por su pelaje pardo rojizo.

 

VIDA SOCIAL DEL LOBO:

Los lobos viven en manadas que, frecuentemente, pertenecen a una misma familia. Cada familia posee una o varias guaridas que son excavaciones hechas en el suelo o cavernas más o menos profundas. Macho y hembra permanecen unidos largo tiempo, a veces toda la vida. Los lobos cazan en grupo, lo que les permite atacar a animales más grandes y vigorosos que ellos. La hembra gestante próxima a parir o que cuida de sus crías no participa en la caza; suele parir de 3 a 12 pequeños en los bosques espesos. Es alimentada por el macho o por cualquier otro miembro del grupo. Después del nacimiento de los lobatos, en primavera, todos los adultos de la manada contribuyen a la alimentación de la madre y sus hijos; les llevan trozos de carne o regurgitan el contenido de su estómago. A los 3 o 4 meses los lobeznos siguen a su madre, que les enseña a cazar. Las relaciones interindividuales son numerosas. Los juegos son parte importante en la actividad de los lobos: aullidos, persecuciones, lucha amistosa, lamido, etc...
 
 

Los movimientos de la cola, los gruñidos, los aullidos..., expresan las disposiciones amistosas o no amistosas del individuo. Hay la creencia de que los jóvenes aprenden de los viejos el arte de cazar.
 
 

  La manada de lobos aparece como una gran familia fuertemente unida. Está sometida a una jerarquía de tipo lineal; las luchas internas son raras, lo que es debido más a la estabilidad de la jerarquía que a la falta de agresividad. El fenómeno más sorprendente que presenta la manada es que los machos subordinados permanecen en el grupo sin efectuar tentativas de acoplamiento; ello se debe, probablemente, a la fuerza de la jerarquía, que provoca la castración psicológica de los machos subordinados.


 
EL LOBO Y LA CAZA: 

Una de las cualidades más sobresalientes del lobo es que es un gran cazador. Puede cazar conejos acechándolos desde la boca de la madriguera. En invierno cuando escasean las presas vivas también comen frutos silvestres. Pero lo que ellos aprecian son piezas grandes, como por ejemplos lo herbívoros tales como los ciervos y jabalíes. Utilizan la técnica de la persecución: la manada localiza al grupo de ciervos. Inmediatamente después selecciona al ejemplar que creen mas débil y van a por él. La carrera puede durar muchos minutos y acaba con el animal acorralado, poco a poco le debilitan, mordiéndoles las patas y el lomo. Cuando ven que su presa esta extenuada uno de ellos salta sobre el lomo y lo derriba y ya en el suelo uno de ellos le muerde el cuello. 

LOBEZNOS Y LOBATOS:

Cuando paren, las lobas tienen camadas de entre cuatro y siete cachorros. Cuando nacen adquieren el nombre de lobeznos y cuando tienen tres meses los lobeznos pasan a ser lobatos, entonces inician su vida social. Cuando cumplen un año y medio los jóvenes lobos ya tienen su pelaje invernal completos solo así pueden resistir las bajas temperaturas, en primavera ese pelo se cae y les crece otro mas corto y apretado que les ayuda a tener menos calor.


Lobeznos

Lobato
EL LOBO EN ESPAÑA
  Pertenece a la subespecie Signatus.

La longitud de su cabeza y cuerpo es de 105 a 135 cm, cola en torno a 30-40 cm, la altura a la cruz llega a los 70 u 80 centímetros; pesa en torno a los 25-50 Kg, pudiendo llegar a los 60 algunos machos adultos. Su cabeza es puntiaguda, con hocico puntiagudo, orejas cortas triangulares y rígidas; ojos triangulares de color dorado o amarillo oscuro. Patas fuertes y robustas, con cinco dedos en la delantera y cuatro en las traseras, en las patas delanteras se ve claramente una mancha negra vertical, de ahí su sombre Signatus. Su pelaje es denso y largo en invierno de un color grisáceo con zonas oscuras, por el contrario en verano es mucho más corto, y fino con un tono pardo y más claro.

  El lobo desde siempre ha sido denostado y maldecido, la especie ha sufrido un alarmante retroceso desde su primitiva extensión a lo largo y ancho de la península ibérica, al territorio que ocupa hoy en día. En la actualidad sus principales poblaciones ocupan el noroeste peninsular. Galicia, Asturias, Cantabria y Castilla y León alberguen casi el 90% de lobos del estado español, el resto se confinan en áreas aisladas de Extremadura (sierra de San Pedro)y en Andalucía (sierra Morena). En el último censo elaborado por ICONA, 1990, su población fue estimada en 1500 a 2000 ejemplares. En la actualidad se desconoce el número real de individuos. La caza furtiva y el expolio de camadas se consideran las principales causas de su retroceso. La construcción de nuevas Autovías, pantanos y obras públicas son un freno mas al desarrollo y estabilización de la especie contribuyendo a su progresivo exterminio.

Enlaces de interés:

* Grupo ecologista CICONIA, que desde 1991 trabaja para conseguir la supervivencia del lobo ibérico.
* Signatus.ORG: un servicio web en defensa del lobo ibérico.


volver